Guía básica para el cultivo de interior: aquí hay 5 puntos clave.

Guía de 5 pasos para el cultivo de cannabis en interiores

Aquí tienes un manual sobre el cultivo de cáñamo en interior en 5 pasos para satisfacer todas tus curiosidades sobre el tema.

El cultivo de cáñamo en interior, a pesar de aportar una serie de responsabilidades y cuidados precisos, puede resultar muy ventajoso ya que permite cultivar cannabis en cualquier época del año

Tanto si un cultivador de cáñamo decide plantar semillas de marihuana en diciembre como en julio, gracias a esta técnica puede obtener cosechas de excelente calidad.

¿Tienes curiosidad por saber qué hay detrás del cultivo de semillas floracion rapida interior ?

En este artículo podrás encontrar la respuesta a tu curiosidad, ya que queremos ofrecerte una breve guía del cultivo interior de esta planta, a título meramente informativo.

Aquí están las 5 etapas del cultivo de cáñamo en interiores.

Cultivo de interior: qué es y qué se necesita para practicarlo.

El cultivo interior es una práctica que consiste en cultivar plantas de cáñamo en interiores recreando el ambiente ideal para el cultivo de cáñamo utilizando lámparas, sistemas de ventilación y muchas otras herramientas.

Guía de cultivo de marihuana en interior.

Las ventajas de esta técnica de cultivo son muchas, pero principalmente tenemos estas:

  • Permite cosechar cáñamo durante todo el año y con regularidad.
  • Permite controlar perfectamente todas las características del entorno, favoreciendo la creación de cultivos de calidad.
  • Limita los ataques de parásitos peligrosos.

Para cultivar cannabis con éxito en interiores, además de partir de semillas de cannabis de calidad, como las BFS seeds, es importante crear el entorno adecuado, que te permita controlar perfectamente la cantidad de luz, humedad y temperatura.

Los cultivadores de cáñamo que cultivan en interior suelen transformar habitaciones más o menos grandes en salas de cultivo reales, completamente utilizadas para esa finalidad.

Cuando, por el contrario, el número de plantas cultivadas no es muy elevado (en España, por ley, solo se puede tener un máximo de dos plantas por persona) optamos por cajas de cultivo, cajas pequeñas para introducir incluso en espacios muy reducidos, perfectas para el micro cultivo.

Si deseas emprender un camino de cultivo indoor de fast flowering, debes disponer de todo el equipamiento imprescindible:

  • Sistemas de iluminación artificial.
  • Aspirador, sistema de ventilación y filtros de carbón activado.
  • Jarrones.
  • Sustrato.
  • Fertilizantes.

Antes de pasar a la guía para el cultivo interior de cáñamo también es importante aclarar que se puede practicar con dos métodos: cultivo con suelo e hidropónico. 

El primero requiere el uso de un sustrato compuesto principalmente por turba, fibras de coco u otras mezclas.

El segundo, por otro lado, no implica el uso de tierra, sino que se utilizan mezclas especiales con agua para nutrir las plantas.

Aquí están las 5 etapas del cultivo de interior.

Lee también: Cómo trasplantar una planta de marihuana: características y atenciones necesarias para un trasplante perfecto

1) Elección de semillas de cannabis.

Las variedades de semillas de marihuana bsf que ofrece el mercado actualmente son realmente muchas y tienen características distintas. 

Sin embargo, sea cual sea la variedad que decidas cultivar, es importante que provenga de semillas de marihuana de calidad como las semillas BSF.

Las semillas pobres, de hecho, pueden ser demasiado lentas o pueden dar forma a plantas débiles y poco productivas.

Así que di sí a las semillas rápidas, y sí a aquellas con tendencia índica o sativa, siempre que sean semillas fiables.

2) Fase de germinación: ¿cómo se procede?

Existen varias formas de germinar semillas de cannabis, pero las más habituales son dos:

  • Algunos cultivadores envuelven sus semillas en toallas de papel húmedas, colocadas en un lugar oscuro, hasta que se abren (aproximadamente 3 días). 
  • Otros cultivadores de cáñamo, en cambio, siembran directamente en el suelo.

Cualquier tipo de semillas que decidas comprar (semillas feminizadassemillas autoflorecientes, etc..) es importante que prestes atención al estado de germinación, ya que afectará al aspecto y fuerza de la planta.

Para obtener plantas sanas, los cultivadores de cáñamo deben recordar que a las plántulas inicialmente les gustan los niveles de humedad de alrededor del 70-65% y las temperaturas que rondan los 20-25°.

3) Fase vegetativa: los cuidados especiales y la alimentación adecuada marcan la diferencia.

La fase vegetativa suele ocurrir dos semanas después de la germinación y suele durar 4 semanas.

Durante esta fase de crecimiento, las temperaturas con las luces encendidas deben mantenerse constantes entre 28 y 22 °, mientras que la humedad ronda el 70-40%.

Durante la noche (con las luces apagadas), sin embargo, la temperatura debe estar entre 23 y 18 °.

Durante la fase vegetativa, los cultivadores de cáñamo siguen programas de nutrición muy específicos, cuyo objetivo es generar plantas exuberantes, caracterizadas por hojas de color verde brillante y raíces fuertes y saludables.

Guía de cultivo de cáñamo interior: planta en fase vegetativa.

En particular, se utilizan fertilizantes (preferiblemente naturales) a base de nitrógeno, fósforo y potasio (NPK), utilizados en los siguientes porcentajes en función de la fase:

  • primera semana> 4: 2: 3
  • segunda y tercera semana> 10: 5: 7
  • cuarta semana> 7: 7: 7

Durante la fase vegetativa también intervenimos sobre la planta con entrenamiento y defoliación, para mejorar la forma de la planta y favorecer la absorción de la luz ideal.

4) Fase de floración: mucha atención y no más estrés.

La fase de floración es la que consigue dar más satisfacción a los cultivadores, pero siempre y cuando la planta no esté estresada con excesivos trasvases o training excesivos.

En esta fase del cultivo interior es importante mantener la temperatura ambiente en torno a 26-20 ° y la humedad debe permanecer siempre dentro del 50%.

Es importante respetar estos parámetros porque en esta fase la planta es especialmente delicada y es fundamental prevenir el moho y la pudrición.

Incluso durante la fase de floración es importante seguir un programa de nutrición bien equilibrado, pero en este caso, para favorecer el desarrollo de las flores, se incrementa la ingesta de fósforo.

Los fertilizantes NPK se utilizan en estos porcentajes:

  • primera y segunda semana de floración> 5: 10: 7
  • tercera y cuarta semana de floración> 6:15:10
  • 5ª y 6ª semana de floración> 4: 10: 7

5) Aclarado y recogida: las etapas finales decisivas.

El cultivo interior también incluye la fase de aclarado, momento muy importante para preparar las plantas para la cosecha.

Durante las últimas dos semanas, los cultivadores de cáñamo y growshop online solo dan a las plantas agua con un pH controlado, para que puedan utilizar todos los nutrientes que quedan en las raíces. 

Esta práctica mejora los aromas de la planta y por tanto su calidad.

Durante esta fase, la temperatura ambiente debe reducirse a unos 24-18° y la humedad al 40-30%.

Además de enjuagar las raíces, en esta fase los cultivadores de cáñamo también controlan la aparición de los tricomas: cuando el 70% se vuelve opaco y la parte restante se caracteriza por un color ámbar marrón claro, se puede proceder con la cosecha.

Lee también: Herbicida: efectos sobre la salud de los seres humanos y las plantas de cannabis.

Para concluir.

Esta fue una breve guía para cultivar cáñamo en interiores.

Como ves, cada fase incluye unas precauciones especiales, imprescindibles para poder mantener plantas sanas y frondosas.

Sin embargo, para obtener productos de calidad es necesario partir de las mejores semillas, como las que puedes comprar en nuestra tienda Sensoryseeds con fines de colección.

¡Visita nuestra tienda y completa tu colección de semillas de marihuana con las propuestas de nuestra selección!